• El Coyote de Barcarrota

    A finales de los años setenta del pasado siglo XX un misterioso personaje mantuvo en vilo a la pequeña localidad de Barcarrota. Cuentan que cierto día, tras una noche de luna llena, el pueblo amaneció asombrado por la cantidad de carros de labor que aparecieron calcinados, al lado de ellos una extraña nota parecía reivindicar la autoría de la gamberrada.

  • La biblioteca secreta de Barcarrota

    La “nómina”, es un manuscrito con textos en espiral en anverso y reverso, de 11 cms. de diámetro, que se creó en Roma, el día 23 de abril de 1551 y perteneció al poeta humanista portugués de estirpe judaica, Fernão Brandão. En su interior esconde un misterioso círculo que contiene la estrella de David y la palabra “tetregrámaton” (forma críptica de designar el nombre de Dios en hebreo).